México sale del ranking de países atractivos para la IED

Deja lista de 25 de Kearney 2020 por desconfianza de inversionistas ante cambio de reglas y cancelación de obras; influye en pérdida de interés falta de un plan de desarrollo económico y social, la volatilidad cambiaria...; también cae 3 lugares en competitividad mundial

Fuente: Ana Martínez e Ivonne Martínez. La Razón 

La desconfianza de los inversionistas ante el cambio de reglas y normativas, así como la cancelación de algunas obras privadas provocaron que este año México no formara parte de las 25 naciones que conforman el Índice de Confianza de Inversión Extranjera Directa (IED) Kearney 2020.

En videoconferencia de prensa, Ricardo Haneine, socio director de México de AT Kearney, detalló que entre los aspectos que restaron atractividad al país está el bajo crecimiento de la actividad económica ante la falta de un plan de desarrollo económico y social; además de la volatilidad cambiaria que ha registrado el peso frente al dólar.

Los factores regulatorios y de gobernanza son aspectos que considera el índice de confianza, el cual brinda una prospectiva de los empresarios de destinar recursos en un país durante los próximos tres años. Ambos conceptos también provocaron la salida de México del ranking.

“Los cambios de reglas que han frenado la dinámica de la Reforma Energética en rondas de exploración y producción, así como en nuevos proyectos de generación de energía eléctrica limpia influyeron en este resultado”, dijo Ricardo Haneine.

Asimismo, las decisiones de inversiones en infraestructura del Gobierno federal de “alto costo y de bajo impacto”, como el Tren Maya y el Aeropuerto de Santa Lucía, no fomentan la confianza de los inversionistas, recalcó.

“Además, la cancelación del Aeropuerto de Texcoco y el freno de inversiones privadas, como la planta de Constellation Brands, en Mexicali, resta credibilidad en un Estado de derecho”

Ésta es la segunda vez que México sale del Índice de Confianza de Inversión Extranjera Directa Kearney 2020; la primera ocurrió en 2011, cuando la falta de materialización de algunas reformas prometidas por la entonces administración redujeron el ánimo de los empresarios por destinar recursos en el país.

El socio director de México de Kearney subrayó que los elementos antes mencionados opacaron la próxima implementación del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) que suma atractividad al país, ya que se prevé que fortalezca la región de América del Norte; además de la disciplina fiscal con la que se ha manejado el país.

Al respecto, el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) consideró que México ya venía perdiendo su atractivo como destino de inversión desde el año pasado y la pandemia de Covid-19 agravó esta situación, ante la falta de certidumbre para desarrollar proyectos.

“Faltan señales más contundentes por parte de la autoridad tanto en la preservación del Estado de derecho como en las reglas del juego para los proyectos de inversión, y crear condiciones que faciliten o generan certidumbre de planeación de proyectos y de gestión de riesgos en el mediano plazo”, señaló Ángel García-Lascurain Valero, presidente nacional del IMEF.

Inversión a la baja en latam. Por otro lado, la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD, por su sigla en inglés) previó que la IED se reduzca 50 por ciento en América Latina como consecuencia de la pandemia por Covid-19, afectando principalmente al turismo, transporte y materias primas.

El director de Inversión y Empresa de la UNCTAD, James Zhan, sostuvo que la caída en la inversión es consecuencia de las afectaciones de oferta-demanda, así como de las políticas anticíclicas que contraen el flujo de capitales.

Consideró que la industria automotriz, una de las más afectadas por la pandemia, muestra una contracción severa, donde el número de anuncios de proyectos para nuevas plantas bajó más de 73 por ciento en el primer trimestre, donde México está entre los más afectados, dado que la IED en esta industria representó más del 10 por ciento de los flujos el año pasado.

A nivel global, el organismo previó que la IED caiga 40 por ciento en 2020, con la recepción de 600 mil mdd, la peor cifra en 17 años; pero esperan que tenga una ligera recuperación de entre 5 y 10 por ciento el próximo año.

 

Deja una respuesta