Fuente: Reuters AFP, Claudio Bañuelos. 

Ciudad de México. Las compañías automotrices Ford, Volkswagen, Audi y Nissan frenarán sus operaciones en México ante las afectaciones por el mal clima en Estados Unidos, el cual ocasionó la detención del envío de gas natural y un apagón en varios estados mexicanos.

La automotriz estadunidense Ford informó este jueves que varias de sus plantas en Estados Unidos y México están fuera de operación, debido a las afectaciones del clima extremo que ha azotado principalmente al estado de Texas durante esta semana.

En México, la empresa detuvo la producción de su complejo en Hermosillo, Sonora, donde produce la SUV Bronco Sport, mientras que en Estados Unidos frenó sus plantas de Flat Rock, Ohio y Kansas City, reportó Ford de México a Reuters en un comunicado.

Las armadoras alemanas Volkswagen y Audi, asentadas en el centro de México, iniciaron hoy también paros técnicos para cumplir con una disminución en el consumo de gas natural solicitada por el gobierno, tras un apagón que afectó a unos cinco millones de usuarios.

«Volkswagen de México ajustará su producción», informó la compañía en un comunicado.

Detalló que el segmento de producción de su modelo Jetta tendrá paro de producción este jueves y viernes, mientras la producción de los modelos Taos y Golf se detendrá el viernes.

«El personal que labora en estos segmentos entrará en esquema de paro técnico», agregó la compañía, cuya planta se ubica en la periferia de Puebla, a unos 120 kilómetros de la Ciudad de México.

En tanto que Audi, instalada en el rural San José Chiapa, dijo que ajustará su producción, «con base a la situación actual de suministro de gas, recurso que resulta indispensable para la producción del Audi Q5».

Destacó que la medida no afectará la estabilidad laboral y económica de sus trabajadores.

El secretario general del Sindicato de la Industria Automotriz, Rogelio Padilla de León, de la Federación de Trabajadores de Aguascalientes (FTA), confirmó que debido a la falta de suministro de gas natural, aunado a una escasez de componentes electrónicos desde Asia, Nissan Mexicana se suma a los paros técnicos en el sector, aunque por ahora serán parciales.

En entrevista, el líder obrero dijo que en el caso de la planta A1 la producción ha disminuido en estos momentos en 20 por ciento, mientras que en la A2, que es la más afectada, entre 30 y 40 por ciento.

Padilla de León sostuvo que eso afectará a toda la cadena de suministros, por lo que se estima que alrededor de 8 mil trabajadores del sector automotriz tengan que parar actividades por la falta de trabajo en sus líneas de producción.

«Esta semana se programaron algunos paros en virtud de que la gente no está ocupada, tenemos algunas líneas de producción que no tienen actividad, entonces pues esto está orillando a que algunos trabajadores se vayan a descansar», detalló.

Señaló que los sindicatos están laborando para que los trabajadores no se vean afectados en su salario a cambio de vacaciones o permutas, dada la compleja situación que se viene arrastrando con la pandemia de Covid-19 que azota al mundo.

El líder sindical puntualizó que se espera una normalización en las jornadas laborales a partir de la siguiente semana, aunque no hay nada claro, por lo que permanecen al pendiente de las decisiones que se tomen al interior de las empresas.

Unos 4.8 millones de usuarios de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) en el norte de México sufrieron un apagón desde el lunes, luego de que una severa ola de frío en América del Norte forzara el corte del envío de gas desde Estados Unidos.

Este combustible alimenta varias centrales generadoras mexicanas que son parte de la red eléctrica nacional, que el gobierno mexicano tuvo que reforzar reactivando plantas que estaban detenidas y con la compra de cuatro barcos de gas natural que están inyectando el hidrocarburo por dos puertos en el Pacífico y el Atlántico.

El presidente Andrés Manuel López Obrador instó este jueves a la población a reducir su consumo sobre todo en horas pico, entre las 18 y las 23 horas, mientras se normaliza la operación de la red eléctrica.

También dijo que su gobierno hace «trabajo diplomático» con el de Estados Unidos, luego que el gobernador de Texas propuso detener los envíos de gas natural fuera de su estado, el más golpeado por la ola de frío y principal proveedor de México.

La CFE, en tanto, informó hoy que ya restableció por completo el suministro eléctrico.

México también es sede de plantas armadoras de gigantes automotrices como General Motors, Toyota, Fiat Chrysler Automobiles y BMW.

 

Deja una respuesta